¿Qué es el gas natural?
El gas natural se formó hace millones de años cuando una serie de organismos descompuestos como animales y plantas, quedaron sepultados bajo lodo y arena, en lo más profundo de antiguos lagos y océanos.

En la medida que se acumulaba lodo, arena y sedimento, se fueron formando capas de roca a gran profundidad. La presión causada por el peso sobre éstas capas más el calor de la tierra, transformaron lentamente el material orgánico en petróleo crudo y en gas natural.

El gas natural se acumula en bolsas entre la porosidad de las rocas subterráneas. Pero en ocasiones, el gas natural se queda atrapado debajo de la tierra por rocas sólidas que evitan que el gas fluya, formándose lo que se conoce como un yacimiento.

Hace miles de años, en Persia, la gente descubrió la existencia de llamas que salían de la tierra. Estas llamas eran manantiales de fuego. La gente quedó tan mistificada por las llamas que construyeron un templo a su alrededor, dónde le rendían culto al fuego.

Extracción y transporte
Formación del gas natural
Historia del gas natural


Usos del gas natural
Estadísticas del gas natural

Reservas
Consumo